Santoral del 14 de Abril


Autor: Xavier Villalta
Benito (Bénézet) de Aviñón, Santo
Pastor, 14 de abril
Benito (Bénézet) de Aviñón, Santo
Benito (Bénézet) de Aviñón, Santo

Laico

Martirologio Romano: En Aviñón, en Francia, san Benito, joven pastor, que siendo adolescente se trasladó a esta ciudad y gracias a él, con la ayuda de Dios, se constryó un puente sobre el Ródano, muy útil para los ciudadanos. ( 1184)
Bénézet de Avignon, más conocido como San Bénézet o san Benedicto (Benito), nació en 1165 en Ardèche y murió en 1184, es un joven pastor quien, según la leyenda, construyó el puente de la ciudad de Avignon, Francia, después de cargar una gran roca hasta la orilla del río como prueba del poder de Dios.

En 1170, Bénézet escuchò una voz celeste que le animaba a construir un puente en el Rhône. Fue entonces a Avignon para encontrarse con el Obispo quien, al principio, escéptico, acepta su proposición. con un grupo de amigos, Bénézet empieza la construcción del Puente de Avignon en 1177.

Bénézet, muy dedicado a los pobres que pasaban, predicaba el Evangelio, recorriendo la región para recolectar limosnas. Muere en 1184, a la edad de 19 años, antes de haber visto la terminación del puente. Después de su muerte, sus amigos se unieron para formar una orden religiosa: Orden de los hermanos pontífices, (aprobada en 1189 por el Papa Clemente III). Su vocación era la de recoger fondos para construir obras de arte, mantenerlas, dar posada a a los peregrinos y a los viajeros. La orden fue suprimida en 1459.

Milagros

La leyenda, conservada en los Archivos del Departamento de Vaucluse, es segida de las firmas de testigos, lo que hace pensar que se realizó un proceso de canonización. Los testigos fueron llamados 20 años después de la muerte de Bénézet. Ellos confirmaron que el joven pastor puso la primera piedra del puente y relataron varios milagros que se vieron antes y después de su muerte.

Primero elevo y movio una piedra que ni 30 hombres la hubieran podido mover. la primera del puente. Con este gesto, muchos vieron la ayuda de Dios y la ayuda comenzó a llegar. Es el primero de los milagros que se le atribyen a su llegada a Avignon.

Los demás milagros se centran esencialmente en los sordos, los ciegos y los discapacitados.

************************************************************************************************

Autor: . | Fuente: Archidiócesis de Madrid
Liduvina, Santa
Virgen, 14 de abril
Liduvina, Santa
Liduvina, Santa

Patrona de los enfermos crónicos

Martirologio Romano: En Schiedam, en Gueldres, Paises Bajos, santa Liduvina o Liduina, virgen, que, por la conversión de los pecadores y la liberación de las almas, soportó durante toda la vida enfermedades del cuerpo, confiada sólo en Dios. ( 1433)

Etimologicamente: Liduvina = Aquella que ama a su pueblo, es de origen germánico.

Fecha de canonización: Culto confirmado el 14 de marzo de 1890 por el Papa León XIII.Nace en Schiedam, en una casa pobre y honrada, cerca de La Haya. Es la hija de Pedro, el sereno. La llaman Liduvina, Liduína, Ludiwina, Lidvina, Lydvid o Lidia.

Con quince años comienza su historia de dolor cuando cae en el hielo del lago Schie donde patinaba con sus amigas, al producirse un choque con una de ellas. Se rompió una costilla y entró en cama para no levantarse más. A partir de este momento ya se suceden todos los males y los intentos de curación conocidos en el pueblo. Apostema pertinaz en el lugar de la herida, salen llagas, úlceras, por fin gangrena con gusanos y mucho dolor. Se pasan el día cambiándola de una a otra cama, pero cada traslado es un espantoso tormento; sus piernas ya no la sostienen un día y ya es preciso arrastrarla por el suelo.

Enfermedad del fuego sagrado, como lo llamaban en ese tiempo, en un brazo que se consume. También tiene neuralgias.

Por si fuera poco, el ojo derecho se extingue y le sangra el izquierdo. Se le producen equimosis lívidas en el pecho que se convierten en pústulas cobrizas. Empieza el mal al hígado y a los pulmones. El cáncer le hace agujero profundo en el pecho. Y para colmo de males, la peste bubónica que asolaba Europa llegó a Holanda y se estableció en Liduvina regalándole dos bubones terribles junto a su corazón. Ella dijo: “dos no está mal, pero tres sería mejor, en honor de la Santísima Trinidad”… y el tercero le brotó en la cara. Sólo la lepra no visitó su cuerpo.

Cualquiera de estos males era de muerte. Pero aquella vida era un milagro continuo. Ahora es un montón de pellejos rotos y huesos; lejos queda la niña crecida y guapa que fue, cuando su buen padre le buscaba pretendientes con los que ajustar una boda que le sacara de apuros y a la que ella se negaba rotundamente.

¿Y los olores? Los chorros de pus, a rosas; los emplastos retirados llenos de insectos, embalsaman la casa, y de aquel cuerpo que todo se pudre, jamás salió olor de muerto.

¿Y el alimento? Una rodaja de manzana asada para un día. El estómago se rebela por una tostada de pan mojado en leche o en cerveza. Después hubo de contentarse con unas gotas de agua azucarada o con un poco de vino matado con agua.

¿Y el descanso? Desaparecido el sueño, noches en vela, de espaldas con la piel que salía como la corteza del árbol. Sus biógrafos dicen que en treinta y ocho años no durmió veinte horas.

¿Y el ánimo? El sufrimiento la llenó al principio de espanto. En cama, estuvo con frecuencia a punto de desesperación. Por cuatro años pensó que estaba condenada; Dios no se interesa por ella, no aparece, o mejor, ha desaparecido por indiferente; casi se diría es un enemigo implacable y cruel.

Es incapaz de rezar en ese estado de sufrimiento y postración donde no hay ni una ayuda del cielo, ni un consuelo de la tierra.

El cura del pueblo no se interesa por la enferma mientras tenga que ocuparse de cebar sus capones y de mantener bien

Liduvina, Santa
Liduvina, Santa

repleta la despensa.

Algún alma buena le puso en pista, aunque al principio, ella no entendió nada. “La Pasión de Cristo la has meditado poco hasta ahora”.

Ni siquiera eso daba resultado; sus dolores le dolían más que los del Señor; pero lo intentaba. La Comunión que le llevaron un día fue el remedio. Iluminada por una gracia repentina descubrió su misión en la tierra: acompañar a Jesús en el Calvario, reparar, clavarse voluntariamente en la cruz, ayudar al Mártir divino a llevar los pecados del mundo.

Las cosas cambiaron. Es la hora de la longanimidad. Empieza a ver lo positivo de su vida. Ahora, ayudada por el pensamiento de la generosidad de los mártires, agradece sus dolores al Señor. Comienza a preocuparse de los otros y de sus necesidades. Mantiene su día en la presencia de Dios aunque se produzcan demencias, apoplejías, neuralgias, dolores de muelas, mal de piedras y contracciones de nervios. De su boca salen a un tiempo sonrisas, bondades, alaridos y sollozos y ella misma decía que se olvidaba de su penoso estado cuando veía el rostro del Ángel de su guarda, que le hacía intuir cuál no sería la hermosura del rostro de Dios. Aparecen estigmas junto a los bubones y en los pies y en las manos.

Entiende de la dulzura de mezclar su dolor con el dolor de Dios porque su mundo es el de Pedro que llaman el Cruel, el de Carlos IV y Enrique de Lancaster con pantanos de sangre y de guerra de bulas entre los antipapas, de violencia de los magnates y ambiciones de los clérigos; era la época en que la cabeza tiarada de Cristo es arrojada de Aviñón a Roma y de Roma a Aviñón. Siente de lejos el pecado y repara. Detecta el mal de quienes la visitan y lo desenmascara para poner remedio. Su habitación es un hospital de almas.

Esta glosa del libro de Job pasó al cielo el día 14 de abril de 1433.

Sus reliquias están en santa Gúdula de Bruselas.

*********************************************************************************

Autor: . | Fuente: Multimedios.org
Valeriano, Santo
Mártir, 14 de abril
Valeriano, Santo
Valeriano, Santo

Mártir

Martirologio Romano: En Roma, en el cementerio de Pretextato, en la vía Apia, santos Tiburcio, Valeriano y Máximo, mártires. ( s. inc.)

Etimológicamente: Valeriano = Aquel que es fuerte, robusto. Viene de la lengua latina.Mártir romano, probablemente del tiempo de Juliano el Apóstol, esposo de la popular virgen Cecilia. Según las tradiciones fue convertido por ella el día mismo de la boda con medios sobrenaturales y milagrosos. Sobre su casa se edificó luego un templo, en el que reposan las reliquias de su santa consorte. — Fiesta 14 de abril.

Una de las imágenes más sugerentes y humanas con que la divina Palabra nos ha introducido en el misterio de la Redención la constituyen las llamadas -bodas del Cordero-.

Dios ha amado a la humanidad con amor de Esposo y en el banquete nupcial se entrega a sí mismo como víctima y como alimento. Es realmente un vínculo de sangre el que sella estas bodas sublimes, es la sangre del Cordero, del Hijo de Dios inmolado. Por ello se comprende y se admira el profundo sentido cristiano que guió a la piedad de nuestros antepasados, ya desde muchos siglos atrás, en tejer con minuciosos detalles en torno a unas nupcias, mitad terrenas y mitad espirituales, este bello poema de virginidad y de martirio, de amor y de sacrificio, el poema de Cecilia y Valeriano, el poema de Cristo presente en el amor transparente de los dos jóvenes.

Y el poema es cantado cada año por toda la Iglesia, en el oficio divino en honor de la santa esposa. Valeriano entra como segundo personaje, el convertido, el amante brioso, pero íntegro, que no duda en renunciar al goce sensible para unirse con ella en el amor supremo, el amor que salva y los une a los dos con Dios y en Dios.

La narración es suave e insinuante. Durante el banquete nupcial Cecilia, preparada anteriormente con larga oración y ayuno, sin dejar de participar en el bullicio y la alegría, entona su cántico de confianza: Que mi corazón permanezca inmaculado.

Luego viene el momento del encuentro con el esposo. Valeriano se acerca a Cecilia con toda la ilusión de su juventud, con toda la satisfacción del amor conquistado.

Cecilia pronuncia extrañas palabras. Un ángel guarda su virginidad; le invita a colaborar con el ángel, le promete ver también él al ángel si antes es lavado por un baño sagrado.

Valeriano, enamorado, no duda de Cecilia, se le confía, se convierte, y va en busca de la iglesia en su Cabeza, el Papa oculto. Éste le instruye en el misterio y, tras pedirlo insistente, le administra el santo bautismo.

Vuelve presuroso al tálamo nupcial, y descubre a su esposa en oración, con un ángel a su lado, más resplandeciente que el sol y ofreciendo a los dos una guirnalda de parte del Esposo de las vírgenes. Valeriano adora, cree, goza. Con la esposa.

Y no tarda en conseguir tiempo después la conversión de su hermano Tiburcio, que sigue su mismo camino. Así Cecilia puede presentar a los dos hermanos como sus más preciadas coronas del día de sus esponsales, como el fruto de su amor y de su sabiduría…

Pronto su esposo probará su espíritu y la profundidad con que siente su nueva vida. Primero dedicado intensamente a la caridad para con los pobres, compitiendo con Cecilia en su ya famoso desprendimiento.

Después será su valentía y decisión ante el prefecto Almaquio.

Los dos hermanos confiesan que son cristianos, y pretenden adoctrinar a los que asisten al juicio, en la verdadera religión. Son cruelmente apaleados, pero en pleno suplicio muestran sus rostros llenos de alegría por la gracia de poder dar su sangre por Jesucristo. Y de este modo, pasan delante de Cecilia, que pronto les seguirá en el camino del testimonio sangriento. Valeriano había amado de verdad y en el cielo, junto con su esposa, participa en el eterno banquete de gloria al Cordero. En la tierra, sus reliquias fueron conservadas, para gloria de Dios en sus santos, y se conservan en la iglesia dedicada a Santa Cecilia, en el Trastévere.

***********************************************************************************************

Autor: P. Felipe Santos
Juan de Montemarano, Santo
Obispo, 14 de abril
Juan de Montemarano, Santo
Juan de Montemarano, Santo

Obispo

Martirologio Romano: En Montemarano, de la Campania, Italia, san Juan, obispo, que se dedicó a ayudar a los pobres y a la santificación del clero ( s.XI/XII)

Etimología: Juan = Dios es misericordia. Viene de la lengua hebrea.

Fecha de canonización: Se confirmó el culto inmemorial en 1906 por el Papa San Pío X.Juan fue obispo de Montemarano, esta ciudad está rodeada de arboleda y es un centro agrícola de primer orden. Está en lo que fue la antigua Via Apia. Hoy pertenece a la diócesis de Nusco, Italia. Antes había sido sede episcopal.

El obispo electo para esta villa fue nombrado expresamente por el Papa Gregorio VII. Juan era monje.

Se entregó con tanto ardor a querer a la gente, sobre todo a la marginada y pobre en todos los sentidos, que llegó un momento en que los mismo obispos hicieron de él esta magnífica definición:”Padre de los pobres”.

Pienso que no hay mayor timbre de gloria para un obispo que le llamen así.

Indica que había captado el Evangelio en su más bella y profunda radicalidad.

Pero fue algo más que eso. Se recuerda que, una vez consagrado obispo, se dedicó a la agricultura.

Trabajaba para los pobres. Igual que habían hecho anteriormente los monjes de Montevirgen.

Los habitantes le recuerdan todavía, y le han levantado una hermosa catedral para honrar su memoria.

¡Felicidades a quien lleve este nombre!

Comentarios al P. Felipe Santos: fsantossdb@hotmail.com

****************************************************************************************

Autor: . | Fuente: ar.geocities.com/misatridentina01 || Archidiócesis de Madrid
Pedro González (Telmo), Beato
Presbítero Dominico, 14 de abril
Pedro González (Telmo), Beato
Pedro González (Telmo), Beato

Sacerdote Dominico

Martirologio Romano: En Tuy, en la región de Galicia, en España, beato Pedro González, apodado Telmo, presbítero de la Orden de Predicadores, que trató de ser tan humilde como en el pasado había deseado la gloria, y se entregó a ayudar a los más menesterosos, sobre todo a los marineros y a los pescadores. ( 1246)

También es conocido como; San Telmo

Fecha de beatificación: Culto confirmado el 13 de diciembre de 1741 por el Papa Benedicto XIV.El bienaventurado y apostólico varón san Pedro González, llamado vulgarmente san Telmo, nació de padres nobles en la villa de Fromesta, a cinco leguas de la ciudad de Palencia.

Dióle el obispo, que era tío suyo, un canonicato, cuando aun no le sobraban los años, ni la gravedad y asiento que para aquel ministerio con venía, y procuró además que el Papa le diese el decanato.

Cuando Pedro González hubo de tomar la posesión, que fue el día de Pascua de Navidad, quiso el nuevo canónigo celebrar la fiesta, no como eclesiástico sin como lego y profano.

Vistióse para aquel día galana y profanamente, y salió con otros en un caballo brioso muy bien aderezado por toda la ciudad, desempedrando, como dicen, las calles a carreras, con gran desenvoltura y escándalo del pueblo. Pero para que se entiendan las maneras que Dios nuestro Señor toma para convertir las almas y atraerlas a sí, partiendo desaforadamente por la calle más principal de Palencia, cayó el caballo en medio de la carrera y dio con el canónigo en un lodo muy asqueroso, con harta risa de los que le vieron; porque cuando fueron a socorrerle, no había gala, ni vestido, ni rostro que diese muestra de lo que había sido.

Fue tan grande la vergüenza que causó a Pedro González aquella caída, que no podía levantar la cabeza, ni le parecía que podría ya vivir entre gente, hombre a quien tal desgracia había acontecido.

Alumbróle Dios al mismo tiempo el corazón; y hablando entre sí dijo: «Pues el mundo me ha tratado como quien es, yo haré que no se burle otra vez de mí».

Con esto, se va a un convento de santo Domingo, y con admiración de todos los que le conocían, tomó el hábito, y comenzó a vivir con tan grande perfección, que vino a ser un gran santo.

Predicaba después con obras y palabras, y como ángel del Señor; hablaba con tal fuerza de espíritu, que enternecía las piedras e inflamaba los corazones helados.

Despoblábanse los lugares en su seguimiento y muchas leguas iban caminando por oírle viejos y mozos, hombres y mujeres, ricos y pobres: y con este celo y espíritu anduvo por los reinos de España y estuvo en la corte del santo rey don Fernando, y se halló con él en el cerco de Sevilla y en otras guerras contra los moros.

Pero donde el santo más tiempo estuvo fue en Galicia, donde entre otras cosas hizo un puente sobre el río Miño, no lejos de Rivadavia, por los muchos peligros y muertes que sucedían en aquel paso.

Finalmente, después de haber ganado para Cristo innumerables almas y resplandecido con muchos milagros, en el domingo de Cuasimodo, dio en la ciudad de Tuy su bendita alma al Señor, el cual manifestó la gloria de su siervo con doscientos ocho milagros bien conocidos.

En el año 1254 el Papa Inocenci IV lo beatificó, y el 13 de diciembre de 1741 el Papa Benedicto XIV confirmó su culto.

________________________________

Es uno de los santos medievales más populares, cuya figura se agrandó por el juego de la fábula y cuyos milagros verdaderos o menos contribuyeron a meterlo en las entrañas del pueblo.

Su verdadero nombre de pila es Pedro y llevó como apellidos González Termo. Nació en una familia muy cristiana alrededor del año 1185, cuando es rey en León Fernando II y en Castilla Alfonso VIII; se bautizó en la iglesia románica de san Martín de Frómista, en Palencia.

Un tío suyo que es canónigo y llega a obispo se encarga de su educación. El joven Telmo entra en los Estudios Generales – centro, orgullo de los palentinos, recientemente establecido por Alfonso VIII, el vencedor de las Navas, antes aún que el de Salamanca, fundado en el siglo XIII por Alfonso IX-. Su inteligencia está mejor dotada que la de muchos; rinde más por los buenos maestros que por el esfuerzo que pone. No está Palencia para mucho intelectual esfuerzo ya que en la época no mandan los letrados teólogos sino los armados caballeros; es el tiempo del romance con juglares y trovadores que ganan su vida cantando batallas por el camino de Santiago bien cercano. A decir verdad, a Telmo le va la jarana, la bulla, la chanza y los torneos. Influye en la estudiantina y en el pueblo. Tiene éxito entre las mozas y es ¡sobrino mimado del obispo! Aunque las disposiciones son mínimas y parece que no habrá muchas promesas de buen clérigo, su tío lo hace canónigo y al poco tiempo lo eleva a deán con pingüe beneficio.

Telmo quiere tomar posesión el día de Navidad con cabalgata sonada. Así se disponen las cosas y nunca tuvo Palencia aire de mayor festejo. En bello alazán va el joven caballero, elegante, enjaretado, orgulloso y arrogante. El aplauso y los gritos van in crescendo, es el frenesí, el paroxismo del triunfo… pero en el cénit de la aclamación empieza Dios a prepararle un encuentro. Cabriolas del caballo y cuerpo en lodazal del ilustre caballero. Muestra vergüenza en la cara y siente vergüenza por dentro. Levantado entre las burlas, -es grande la chacota del pueblo y el ridículo que ha hecho- entra en casa. Es la ocasión de Dios. A lo Damasco hay conversión en un momento. Un fulminante cambio se da en Telmo. Está rezando, pide luz para ver el mejor modo de morir al mundo para siempre.

Rechaza el deanato, renuncia a la canongía y a sus prebendas. Llama a las puertas del convento de Dominicos que ha poco fundó en Palencia Domingo de Guzmán y donde se forman monjes que para la disputa con los albigenses. Allí se entrega a la oración, con disciplina y sacrificio, orden, obediencia, sacrificio, humildad, estudio, servicio a los demás y… ¡con alegría por dentro! Pasado un tiempo, con dotes de predicador innatas, explica la doctrina al pueblo, se producen conversiones, dedica tiempo a los pobres y visita a los enfermos.

Andalucía es promesa ahora que Fernando el Santo es rey de los dos reinos. Se ha pasado la línea de Sierra Morena y la arrebatar el sur a la Media Luna es el empeño de la cruzada. Los ejércitos están necesitados de ilusión, los soldados tienen alma que cuidar cuando los avances y retrocesos son vandálicos y las pasiones entran en juego. Allá está Telmo predicando, perdonando, alentando y encauzando a caballeros y mesnadas.

Un insólito hecho, provocado bien por la basteza de los descontentos o quizá por la zafiedad de los soldados, pone a prueba la solidez del santo que juzgaban “de cartón”. Contratando una mujer ligera, experta en bajos oficios, han preparado la tentación. Telmo enciende un buen fuego y se arroja a las llamas solucionando el asunto ante el horror de la desgraciada y el asombro de los “listos”.

De nuevo en Galicia, es Lugo quien se beneficia de su actividad apostólica. Las predicaciones son multitudinarias y con frecuencia son insuficientes los templos. Difunde ampliamente el Santo Rosario y tiene los primeros contactos con los marineros.

Córdoba es también, cuando la toman en el 1236, el lugar donde ejerce Telmo el ministerio y ahora es consejero y confesor del rey Fernando, además de atender a los ejércitos. Una preciosa tabla de la catedral de Tuy representa al rey arrodillado dentro de la real tienda con Telmo sentado impartiéndole perdón y consejo. Pero, como no es palaciego, terminado el encargo, vuelve a la Galicia de sus sueños.

Tuy se aprovechará de sus desvelos. Enseña lo que sabe, tiene cura de almas, resalta su oficio de padre de los pobres, dirige conciencias, socialmente influye -con la formación que da a los pescadores y marineros- poniendo los cimientos de lo que luego serán las cofradías y los gremios. Dicen que le vieron hacer milagros, mandar a las nubes, aplacar tormentas, atravesar a pie el Miño, conseguir milagrosamente comida y predecir el día y hora de su muerte conocidos por aviso del Cielo.

El obispo don Lucas -el autor del Chronicon Mundi- presidió sus funerales, mandó fabricar su mausoleo, conservar religiosamente sus reliquias y recoger información judicial para abrir su proceso.

Tantos portentos ha habido por medio del santo de tierra adentro que los marinos y pescadores aprenden a leer en el fenómeno eléctrico la presencia de san Telmo, y aún hoy no dejan de invocarle sin descanso cuando llega la tormenta y retumba el trueno.

*************************************************************************************************************

Autor: . | Fuente: santiebeati.it
Isabel (Josefina) Calduch Rovira, Beata
Virgen y Mártir, 14 de abril
Isabel (Josefina) Calduch Rovira, Beata
Isabel (Josefina) Calduch Rovira, Beata

Mártir Clarisa Capuchina

Martirologio Romano: En el pueblo de Cuevas de Vinromá, en la provincia de Castellón de la Región Valenciana, en España, beata Isabel Calduch Rovira, virgen de la Orden de Clarisas Capuchinas y mártir, que en tiempo de persecución contra la fe entregó la vida por confesar a Cristo. ( 1936)

Fecha de beatificación: 11 de marzo del año 2001 por el Papa Juan Pablo II, junto a otros232 mártires de la persucución religiosa en España.Nació en Alcalá de Chivert, diócesis de Tortosa y la provincia de Castellón de la Plana, el 9 de mayo de 1882. Sus padres eran D. Francisco Calduch Roures y Doña Amparo Rovira Martí. Tuvieron cinco hijos, la última de los cuales era Isabel. Sus vecinos dijeron de ella: “Durante su infancia vivió en un ambiente muy cristiano. En aquel tiempo practico la caridad a los más necesitados. Ella y una amiga llevaban alimentos a una anciana, a la que también ayudó en su higiene personal y a la limpieza de la casa”. Durante su juventud hubo un romance con un joven del lugar, muy cristiano, relación que finalizó para abrazar un estado de vida más perfecto, siempre con el consentimiento de sus padres.

Entró en el Monasterio de las Capuchinas de Castellón de la Plana vistiendo el hábito en el año 1900. Dice su hermano José: “La vocación fue la única razón que llevó a mi hermana a entrar a religiosa”. Hizo su profesión temporal el 28 de abril de 1901 y la perpetua el 30 de mayo de 1904. Las religiosas testimoniaron: “Era de temperamento pacífico y amable, siempre alegre. Fue una religiosa ejemplar. Siempre contenta. Muy observante de las Regla y Constituciones. Muy modesta, prudente en el hablar y muy mortificada. Muy mortificada en las comidas, siempre muy estimada por la comunidad. Ella era un alma de vida interior intensa, muy devota al Santísimo Sacramento, a la Virgen y san Juan Bautista”.

En el monasterio desempeñó el cargo de Maestro de Novicias, “haciéndolo con mucho celo para que fueran religiosos practicantes; sin hacer distinciones entre las novicias”, dijo de ella Sor Micaela. Fue reelegida para otros tres años, que no llegó a completar por el inicio de la revolución.

Al estallar la revolución la Hermana Isabel se fue a Alcalá de Chivert (Castellón), donde tenía un hermano sacerdote, Mosén Manuel, que luego será asesinado. Durante su estancia en su provincia se dedicó al retiro y la oración. Fue arrestada, junto con el P. Manuel Geli, franciscano, el 13 de abril de 1937 por un grupo de milicianos,. Llevados al Comité local de Alcalá de Chivert fueron vejados y maltratados. Fue asesinada en el barrio de Cuevas de Vinromá (Castellón), en cuyo cementerio también fue enterrada.

Reproducido con autorización de Santiebeati.it

responsable de la traducción: Xavier Villalta

********************************************************************************************************

Autor: . | Fuente: santiebeati.it
Tomáide, Santa
Mártir por defender su castidad, 14 de abril
Tomáide, Santa
Tomáide, Santa

Mártir

Martirologio Romano: En Alejandría de Egipto, santa Tomáide, mártir. ( 476)Santa Tomáide, mártir cerca de Alejandría de Egipto, es recordada en los sinasarios bizantinos mediante un largo elogio, rico de detalles, perfilando una suerte de una “María Goretti” de otros tiempos, uno de los tantos ejemplos de jóvenes cristianas que han preferido la muerte a perder la integridad de su virginidad. Nacida en Alejandría, fue dada por esposa a un pescador, pero el suegro preso de una impura pasión intentó seducirla. La santa se opuso con firmeza de ánimo y con cada su fuerza y entonces el cortejador, con un golpe de espada, la cortó en dos, provocando así la muerte de ella. Era el año 476.

El viejo, quien se quedó ciego, confesó el delito y fue decapitado. La noticia del glorioso martirio de Tomáide se difundió en seguida por los alrededores de Alejandría, y el abad Daniel hizo sepultar el cuerpo de la santa en el cementerio de los monjes. Seguidamente las reliquias fueron trasladadas a Constantinopla. El aceite de las lámparas que ardían sobre su tumba fue utilizado como remedio contra las tentaciones de la carne.

Reproducido con autorización de Santiebeati.it

responsable de la traducción: Xavier Villalta

*********************************************************************************

Autor: Enciclopedia Católica | Fuente: Enciclopedia Católica
Asaco, Santo
Obispo, 14 de abril
Asaco, Santo
Asaco, Santo

Obispo

Martirologio Romano: En Elphin, lugar de Irlanda, san Asaco, obispo, considerado como discípulo de san Patricio y primer obispo de esta Iglesia. ( c.497)

También es conococido como: San Tassach
También es conococido como: San AssicusSanto Irlandés, nacido en la primera década del siglo V, murió alrededor del 497. Fue uno de los artesanos convertidos por San Patricio. Cuando San Patricio fundó la Iglesia de San Raholp (como un par de kilómetros al noreste de Saúl, Condado de Down, finalmente incluida en la diócesis de Down) colocó a Asaco sobre ella. Fue Obispo y es el patrono de Elphin,

En la obra “Tripartita Vida de San Patricio” (ed. Whitley Stokes) leemos:

Obispo San Asaco fue calderero de Patricio, hizo altares y estanterías cudradada. Además nuestro santo ha realizado patenas en honor del obispo Patricio, y de ellas he visto tres patenas cuadradas: una patena en la Iglesia de San Patricio en Armagh, otra en la Iglesia de Elphin , y una tercera en el gran iglesia de Donough-patrick (en Carns cerca Tulsk).

San Asaco era un experto en la mayoría de los trabajadores en metal, y era conocido también como fundidor de campanas.


San Asaco acompaña a San Patricio en su lecho de muerte, cortesía del P. Francis Harper, Saúl
Asaco es recordado siempre, sobre todo, por el hecho de que el Apóstol nacional lo seleccionó para que lo acompañe en sus últimos momentos, y para que le administrara el Santo Viático (la Unción a los enfermos). Este evento es descrito en “El Martirologio de Donegall”: Asaco de Raholp dio el Cuerpo de Cristo a San Patricio antes de su muerte en el monasterio de Saúl.

De los últimos días de San Asaco, nos llega una descripción gráfica escrita por el Arzobispo Healy:

Debido a la vergüenza por una mentira dicha por él, o, como otros dicen, sobré él, Asaco huyó a Donegal, y durante siete años moró en la isla Rathlin O´Birne. Sus monjes no dejaron de buscarlo, y después de mucho trabajo lo encontraron en los valles de montaña, trataron de llevarlo de retorno a su propio monasterio en Elphin, pero cayó enfermo y murió en el desierto. Los monjes enterraron al venerable anciano en el cementerio de Rath Cunga, ahora Racoon , en la abadía de Barony de Tirhugh, condado de Donegal. El viejo cementerio está allí todavía, aunque ahora ya no se lo usa, en la cima de una colina redonda a la izquierda de la carretera de Ballyshannon a Donegal, a una milla al sur de la aldea de Ballintra. Se buscó en vano cualquier rastro de una lápida o piedra con alguna inscripción en el antiguo cementerio.

Huyó de los hombres en la vida, y al igual que Moisés, su tumba se esconde de ellos en la muerte.

*****************************************************************************************

Autor: . | Fuente: Martirologio Romano
Otros Santos y Beatos
Completando el santoral de este día, 14 de abril
Otros Santos y Beatos
Otros Santos y Beatos

Santas Bernice, Prosdoca y Domnina, mártires
En Antioquía de Siria, hoy en Turquía, santas mártires Bernice y Prosdoca, vírgenes, y su madre Domnina, que en tiempo de persecución, para evitar a los que querían atentar contra su pureza, buscaron remedio en la fuga, pero hallaron finalmente el martirio al ser arrojadas a un río. († s. IV)

San Frontón, abad
En el desierto de Nitria, en Egipto, san Frontón, abad, que, junto con setenta compañeros, se retiró a aquel lugar inhóspito. († c. s.IV)

San Lamberto de Lyon, abad y obispo
En Lyon, en Francia, san Lamberto, obispo, que antes había sido monje y abad del monasterio de Fontanelle. († c. 688)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s