Monicion para el segundo domingo de pascua, ciclo A


MONICION PARA EL SEGUNDO DOMINGO DE PASCUA CICLO A

DE LA DIVINA MISERICORDIA

 

LA MISERICORDIA, NÚCLEO CENTRAL DEL MENSAJE EVANGELICO

M.R. Pág. 180  /  Lec. I Pág. 98

MONICION DE ENTRADA

Con el gozo del tiempo de pascua, Dios nos permite reunirnos en un día muy especial: Hoy es beatificado el Papa Juan Pablo II en Roma también en este veneramos la  Divina Misericordia del Señor.

o

(Saludo) Este día que celebramos la misericordia divina del Señor, nos reunimos con fe y gozo en torno al altar para dar gracias por  las bellas cosas que Dios nos regala cada día y con esta misma fe venimos a alabarlo. Demos inicio a esta santa eucaristía.

 

LITURGIA DE LA PALABRA

PRIMERA LECTURA  Hch 2, 42-47

SALMO: 117, 2-4 . 13-15 . 22-24

SEGUNDA LECTURA  1 Pe 1, 3-9

EVANGELIO: Jn 20, 19-31

MONICION A LAS LECTURAS (UNICA)

Escuchemos este mensaje que como Bautizados debemos tomar en cuenta y vivir en la caridad, tolerancia y respeto. Siempre llenos de fe en Cristo.

o

La misericordia del Señor es eterna  y nosotros como hijos de Dios debemos vivir en la caridad, la tolerancia y el respeto. La fe en la resurrección de Cristo nos da la esperanza de una vida nueva. Escuchemos

o

Nuestra fe en el Señor se Manifiesta a través de las buenas obras. Como bautizados debemos vivir en comunión de fe y amor con Cristo Resucitado que nos da la esperanza de una vida nueva. Escuchemos

MONICION A LAS LECTURAS (INDIVIDUAL)

 

PRIMERA LECTURA:

El libro de los hechos de los apóstoles nos ofrece una descripción de la naciente comunidad de Jerusalén… Un verdadero ejemplo para toda comunidad cristiana.

SEGUNDA LECTURA:

San Pedro nos presenta este himno lleno de esperanza.  Renacidos por el Bautismo hemos de vivir en comunión de fe y amor con aquel que ha vencido a la muerte y al pecado.

EVANGELIO:

Jesús se hace presente entre los suyos ofreciendo la paz que solo Él puede dar. Tomemos el ejemplo de Santo Tomas para nosotros creer sin haber visto, este es un signo de fe verdadera.

ORACION DE LOS FIELES

Llenos de gozo por la santa resurrección de Señor supliquemos al Señor, diciendo: Rey vencedor, escúchanos

1.- A Cristo, que ha vencido la muerte y ha destruido el pecado, pidámosle que todos los cristianos sean siempre fieles a las promesas del Bautismo que renovaron en la noche santa de Pascua.

2.- A Cristo, que ha otorgado el perdón y la paz a los pecadores, supliquémosle que quienes han regresado al camino de la vida conserven los dones que la misericordia del Padre les ha restituido.

3.- A Cristo, que  ha dado al mundo la vida verdadera y ha renovado toda la creación, pidámosle por los que, por no creer en su triunfo, viven sin esperanza.

4.- A Cristo, que ha colmado de alegría a los pueblos y los ha enriquecido con sus dones, pidámosle que renueve la esperanza de los que sufren y lloran.

5.- A Cristo, que anunció la alegría a las mujeres, y por medio de las mujeres a los apóstoles, pidámosle por los que nos hemos reunido para celebrar su triunfo.

Señor, Dios nuestro, que en tu gran misericordia nos has hecho nacer de nuevo para una esperanza viva, escucha nuestra oración y acrecienta en nosotros la fe, para que consigamos la salvación de nuestras almas. Por Jesucristo, nuestro Señor, que vive y reina, por los siglos de los siglos.

MONICION A LAS OFRENDAS

La mejor ofrenda es una fe viva y llena de buenas obras. Que estos dones que presentamos sean símbolo de nuestro deseo de servirlo, al compartir con quienes lo necesitan.

o

La mejor ofrenda al Padre es una fe viva y llena de buenas obras. Que estos dones de pan y vino que presentamos sean símbolo de nuestro deseo de servir a Dios y al prójimo con una entrega desinteresada

o

Que estos dones de pan y vino que llevamos al altar,  sean acompañados de nuestro deseo de servir a Dios y al prójimo con una entrega desinteresada

MONICION A LA COMUNION

En la comunión se manifiesta abiertamente la gran misericordia del Señor,  nos alegramos en reconocer a Cristo como fuente de perdón y de gracia.

o

En la comunión se manifiesta abiertamente la gran misericordia del Señor que dio su vida para que nosotros viviéramos, agradecidos por este don de amor,  nos acercamos a recibir con  alegría a Cristo fuente de vida, perdón y gracia

 

PARA DESPUES DE COMULGAR

En este momento de silencio e intimidad con el Señor, démosle gracias por su infinito amor y misericordia por nosotros.

MONICION DE DESPEDIDA

En cualquier lugar en donde nos encontremos, nuestra celebración, debe continuar…. ¡Vayamos a proclamar nuestra fe en Jesucristo, vivo y presente entre nosotros!

o

Agradecidos por los dones recibidos hoy, vayamos ahora  a nuestros hogares a proclamar la gran misericordia del Señor.!

 

Actualizada el 17 de mayo de 2014

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s